1. Home
  2. Nuestra Juanola, conócela >
  3. Blog Juanola

5 consejos para dormir la siesta perfecta

La siesta es una de las costumbres mediterráneas que más nos gustan, pero además es una de las más beneficiosas y saludables para nuestro organismo.

Dormir la siesta puede ayudarnos no sólo a estar más descansados y despejados, sino que también puede reducir síntomas de ansiedad y estrés e incluso, aunque parezca un contrasentido, puede ayudarnos a rendir más en nuestro trabajo y en nuestra vida diaria. Si quieres saber más sobre lo positivo de echar una cabezadita después de comer, te invitamos a que leas el artículo que publicamos hace un tiempo en el blog sobre los beneficios de la siesta para combatir el cansancio.

 

¿Cómo debe ser la siesta perfecta?

Hay numerosas teorías y elucubraciones sobre este tema, y es que somos muchos los fans de dormir la siesta. Sin ir más lejos, el famoso pintor Salvador Dalí las consideraba fundamentales para mantener viva su inspiración.

 

Para Dalí el sueño perfecto era el que él denominaba “la siesta de la cuchara”. Su método consistía en sujetar una cuchara entre sus dedos en el momento de echarse a dormir y justo debajo de la cuchara colocaba un plato. De esta manera, cuando se quedaba dormido profundamente y sus músculos se relajaban, la cuchara caía y golpeaba el plato, con lo que conseguía que el ruido le despertara y así sus siestas nunca se alargaban más de lo debido. 

 

Pero dejando a parte las teorías del excéntrico artista, también existen estudios científicos potentes sobre la cuestión que nos ocupa. En 2009 los investigadores de la Universidad de Harvard publicaron un informe sobre el tema en el que detallaban los 5 trucos para dormir la siesta perfecta, apunta:

 

Las siestas mejor si son cortas

Con 20-30 minutos tenemos suficiente para notar los beneficios de una buena siesta. Si dormimos más rato, después nos puede ser complicado quitarnos la pereza de encima.

 

Encuentra el lugar perfecto para echar la siesta

Lo mejor es un lugar oscuro, fresco y tranquilo. Estos factores nos ayudarán a conciliar el sueño más rápidamente y, de este modo no malgastaremos tiempo en intentar dormirnos.

 

Planifica tus siestas

Según los expertos de Harvard, si planificamos las siestas dentro de nuestros horarios, ésta ayudará a que nos durmamos y nos despertemos más rápido.

 

Cuidado con la cafeína

Si tienes pensado dormir la siesta, evita el café después de comer. La cafeína tarda un rato en actuar y podría perturbar nuestro tranquilo sueño ideal.

 

¡No te sientas culpable!

Una buena siesta, planificada y con el tiempo adecuado, nos hará más productivos tanto en el trabajo como en casa. Nada de sentirse culpable ni de privarse de este magnífico placer por responsabilidad, ¡al contrario! Ya no tienes excusa, ¡a por la siesta perfecta!

Sin comentarios

Comentar